Inicio

Drunkorexia: El nuevo trastorno alimentario

Drunkorexia: El nuevo trastorno alimentario
PDF Imprimir Correo electrónico

 

¿Cuántas veces hemos decidido "guardar un espacito" y así poder comer algún antojo después de las comidas principales? ¡Creo que muchas! Por esa razón, al revisar un poco la información y encontrar este término, todavía no oficial, me pareció tan interesante como preocupante.

Drunkorexia es el término no oficial que surgió en los Estados Unidos para describir el desorden alimentario que muchos jóvenes, especialmente mujeres entre 18 y 25 años, han adoptado para mantener su peso y poder continuar divirtiéndose y socializando, especialmente en periodos vacacionales: dejar de comer para poder consumir bebidas alcohólicas.

El término es muy nuevo, pero al investigar encontré datos de algunos estudios que relacionan los desórdenes alimenticios y el alcoholismo del año 2004 por ejemplo, donde Bulik y varios autores realizaron una investigación para relacionar las características de quienes presentaban desórdenes alimenticios y alcoholismo. El estudio mostró que las personas participantes del estudio que padecían anorexia o bulimia nerviosa con ciclos de consumo excesivo de alimentos o "atracones", tenían más posibilidades de excederse en el consumo de alcohol o de evitar los alimentos para poder así beber más, además la relación de depresión con alcoholismo está ya comprobada. Los comportamientos ansiosos e impulsivos fueron característicos de esas personas.

Puede suceder de dos maneras: primera, las personas deciden no comer para así poder beber y, segunda, las personas deciden no comer porque han bebido "demasiadas calorías". Ambas relaciones son nocivas para la salud. Beber con el estómago vacío, como decimos comúnmente, incrementará muy rápidamente los niveles de alcohol en la sangre y forzará a trabajar de una manera desmedida a nuestro hígado. Si combinamos todo esto con un sistema inmune ya comprometido, la malnutrición, el estómago y esófago dañados de las personas con una condición como anorexia o bulimia presente, sabemos que cualquier riesgo de efectos secundarios muy severos incrementará.

La Dra. Cristina García de la revista española Dieta Sana explicó que la drunkorexia, alcohorexia o ebriorexia (todos términos utilizados en ese país) ocurren debido a que la mayoría de los jóvenes, a pesar de estar informados de los efectos en el consumo excesivo de alcohol, perciben sus consecuencias con poca frecuencia. Para los jóvenes es más importante socializar, divertirse y, por supuesto, el mantener su imagen. Una mezcla que genera un enorme riesgo.

Se debe prestar especial atención a este tipo de trastornos, ya que en la mayoría de ocasiones las condiciones de este tipo se presentan acompañadas de anorexia o bulimia, lo cual incrementa todos los riesgos y las consecuencias negativas. La invitación sigue siendo para los padres, instituciones educativas y para la sociedad en general a observar a las personas que puedan ya estar iniciando este tipo de prácticas y estar bajo riesgo de presentar una condición más severa.

 

Comentarios  

 
0 #2 María José Soto 03-10-2012 00:34
Estimado Cristhian, gracias por sus comentarios para el artículo. Puede contactarme a la dirección: clinicanutricio y con gusto intentaré apoyarle con lo que necesite
Citar
 
 
0 #1 Cristhian 29-09-2012 13:34
Estudio la Lic. en Nutrición y este artículo se me hace muy interesante y me gustaría seguir buscando más información de esto. De la misma manera me gustaría ponerme en contacto con la persona que realizo este dicho trabajo.
Citar
 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar